TV


Yo no pertenezco al mundo audiovisual. De eso me di cuenta trabajando en el área.

Mi principal objeción es lo costoso del medio. Hacer televisión o cine es carísimo. Se gasta muchísimo dinero en cosas que a mí me parecen superfluas.

Además interviene mucha gente y es muy aparatoso. Para grabar una escena o una entrevista para televisión, necesitas un pelotón de gente, muchos equipos. Tardas tres horas montando un set, para grabar 10 minutos. Eso me parece una pérdida enorme de tiempo y recursos.

Esto lo descubrí trabajando en televisión.

A pesar de mis objeciones, aprendí un montón en las dos experiencias que tuve y conservo bonitos recuerdos de ambas. La primera fue en Triana Producciones, la segunda en Telesur. Acá una muestra de mi paso por estos dos espacios.

Triana Producciones
Telesur