lunes, 7 de septiembre de 2015

Caribe Nuestro n° 62


En Costa Rica la ley de medios vigente viene del año 1954. En esa época todavía no había llegado la televisión a suelo tica. Imagínate el retraso legislativo.

Ante ese escenario, la Red de Medios e Iniciativas de Comunicación Alternativa, RedMica, presentó el proyecto de Ley Participativa de Radio y Televisión de Costa Rica. El texto es fruto de una amplia consulta a movimientos sociales, universidades, medios alternativos, entre otros. Acá puedes leer el texto completo.


Ahora la RedMica está recogiendo firmas para presentar esta ley al parlamento costarricense. Lo hará a través de la figura de "Iniciativa Popular". Tienen que reunir 145 mil firmas. Si lo logran, el congreso deberá discutir obligatoriamente este proyecto de ley en un máximo de dos años.



Cinco comentarios:
1. La ley debe cambiarse porque viene de 1954. En eso hay consenso. El problema es qué debe decir la nueva ley. El Instituto público encargado de la materia ya presentó un proyecto de ley, diferente al de la RedMica.

2. Las televisoras y radios privadas costarricenses lanzaron una feroz campaña contra el proyecto de ley de la RedMica. Recordemos que este es el proyecto de ley promovido por la ciudadanía. Han dicho de todo. Censura, peligra la libertad de expresión, "ahí viene el castro-chavismo-comunismo".

3. ¿A qué se debe esta reacción de los empresarios de la comunicación? Bueno, a que la concentración de medios en Costa Rica es OBSENA. La mitad de las radio privadas pertenece a 4 familias. De ñapa, las emisoras de las provincias suelen retransmitir lo que ponen las radios de San José, la capital.

4. Los vacíos en la ley vigente han hecho que las concesiones del espectro radioeléctrico pasen de generación en generación, como si fuese algo vitalicio y hereditario. Nadie puede revisar las concesiones, porque no hay una ley que regule el tema apropiadamente.

5. En unos años el continente habrá migrado a la radio y televisión digital. Esto permitirá que donde hoy existe una señal de radio o televisión, puedan haber varias señales en el futuro. ¿Saben que están proponiendo los dueños de medios costarricenses? Que los nuevos canales y emisoras que surjan de la migración a la era digital, deben ser administrados por los mismos dueños de la señal analógica original. ¡Como lo leen! Indignante.

A las compañeras y compañeros de la RedMica les viene una pelea de dimensiones colosales. Su situación me recuerda los años previos a la aprobación de la Ley de Responsabilidad Social en Radio y Televisión de Venezuela, la Ley Resorte. En esa época, los empresarios de la comunicación gritaron alarmados que se acababa el país, que no habría futuro, que llegada la censura. Al final, la ley se aprobó y la vida siguió.

¿Podrá la ciudadanía costarricense ganarle esta batalla a los poderosos dueños de medios de comunicación? Habrá que ver. Quizás el gobierno de centro de Luis Guillermo Solís, o el futuro gobierno del Frente Amplio costarricense (cruzo los dedos), sean los que muevan la balanza a favor de las ciudadanas y ciudadanos organizados.

Para conocer el alcance de este proyecto de Ley Participativa de Radio y Televisión de Costa Rica, conversamos con Andrea Alvarado, integrante de la RedMica. La entrevista me gustó tanto que le dediqué el programa completo. Espero que lo disfruten.

Acá puedes escuchar la edición 62 de Caribe Nuestro
Caribe Nuestro obtuvo una mención especial en Radio en el Premio Nacional de Periodismo del año 2014. Este programa se transmite por la Radio del Sur y Radio Comunitaria Kabudari en Venezuela, por Radio Nauta en Argentina, por Radio AMLO en México, por Radio Canelones y Radio La Gaviota en Uruguay, por "La Viglietti" en la web y por la Voz Exterior de Irán.

Si quieres recibir cada nueva edición de Caribe Nuestro en tu correo electrónico, suscríbete a nuestro canal de Ivoox
Publicar un comentario en la entrada